La Mancomunidad aprueba un presupuesto de 14.890.565 euros para 2022

20/01/2022
El principal esfuerzo económico está en las partidas destinadas a mejorar la recogida selectiva y gestión de residuos urbanos, y también en el desarrollo del Plan de Sostenibilidad Energética.

La Mancomunidad del Bajo Deba ha aprobado el presupuesto para 2022, que asciende a 14.890.565,16 euros, 386.074,16 euros más (2,66%) que el año pasado. El Presupuesto para el año 2022 tiene como objetivo mantener la calidad de los servicios que actualmente presta, incorporando mejoras y procurando mantener los gastos para no incrementar las cuotas a los Ayuntamientos que la integran. 

Se mantendrán los servicios que actualmente ofrece la Mancomunidad, y se realizarán mejoras en el servicio de recogida, como son el refuerzo de un tercer conductor para la recogida de residuos voluminosos, de dos nuevos puestos de conductor de barredora para Mendaro y Mallabia, así como la elaboración de proyectos orientados hacia la transición a la sostenibilidad energética de la Mancomunidad. 

Por tanto, el principal esfuerzo económico se observa en las partidas destinadas a la recogida selectiva y gestión de residuos urbanos, cuyo importe asciende a 9.196.621,51 euros, más del 60% del presupuesto y 68.254,53 euros más que en 2021. En este apartado destacan las siguientes partidas que se han reforzado: gastos de personal para creación de nuevos puestos, limpieza de las islas, adquisición de bolsas biodegradables, un camión de carga trasera y otro de carga lateral…

Tras la recogida, la sección de limpieza viaria es la segunda más importante, para la cual la Mancomunidad destinará 4.252.587,65€, 177.744,55 euros más que en 2021. En este apartado se mantendrá el servicio actual, con el esfuerzo más evidente en inversiones: dos barredoras siendo una de ellas eléctrica, desbrozadoras eléctricas, máquina de limpieza a presión…

Cabe destacar que, la Mancomunidad invertirá en 2022 185,44 euros por ciudadano/a en recogida, reciclaje y limpieza viaria, un 2,61 %  más que en 2021.

Iosu Arraiz, presidente de la Mancomunidad, ha destacado que “hemos hecho un esfuerzo especial para mejorar la calidad de los servicios que ofrece la Mancomunidad, con el objetivo de continuar trabajando a favor de que los datos de reciclaje de la comarca vayan en aumento. Eso exige servicios de calidad y también implicación ciudadana, y desde la Mancomunidad nos hemos comprometido a cumplir con nuestra parte este año también.”

Nuevas partidas para fomentar la transición energética

Arraiz también ha subrayado que “aunque la recogida de residuos y la limpieza viaria son una herramienta imprescindible para el desarrollo sostenible, queremos continuar dando pasos para que Debabarrena sea una comarca cada vez más sostenible y respetuosa con el medioambiente. Es por eso que en el presupuesto de 2022 se han incluido dos nuevas partidas que ascienden a 26.000 euros en total, destinadas a desarrollar el Plan de Sostenibilidad Energética y a estudiar la viabilidad de transformación de la flota de vehículos de la Mancomunidad, para fomentar la transición energética hacia modelos más sostenibles. Incluso las inversiones más destacadas que se contemplan en el presupuesto de este año están estrechamente relacionadas con abrir paso a la transición energética, como la compra de vehículos eléctricos.”

Inversiones e ingresos

Las principales inversiones previstas para el ejercicio de 2022 cubren las necesidades de mejora de los medios materiales a utilizar para la prestación de los servicios de limpieza viaria y de recogida de residuos sólidos urbanos. Estas inversiones coinciden con la reposición de vehículos y maquinaria amortizada. La inversión total será de 1.376.142 euros.

En cuanto a los ingresos, se prevé que la Mancomunidad tenga unos ingresos totales provenientes de recursos propios de 843.502 euros, 37.641 euros más que en 2021, gracias en gran parte al contrato que ha formalizado la Mancomunidad con Saica Natur Norte S.L. para vender el papel y cartón, que prevé generar 95.000 euros en ingresos para la Mancomunidad.

Como se ha dicho, el objetivo ha sido mantener, a ser posible, las cuotas de los Ayuntamientos y hacer frente a los gastos con recursos propios. Para ello, la Mancomunidad se beneficiará de la subvención de 600.000 euros concedida por Ecoembes (65.000 menos que en 2021) y de la financiación concedida por el Ayuntamiento de Eibar para la retirada de carteles y limpieza de fachadas (77.000 euros, igual que en el ejercicio anterior).

Cuotas fijadas a cada municipio:

Detalle del importe de cuotas asignadas a cada Municipio (en el caso de la cuota de R.U. de Eibar, corresponde al coste a cubrir con la tasa R.U. de Eibar):

 

Gasto corriente

La gran mayoría de los costes están subiendo, siendo los dos principales el Gasto de Personal y el gasto de gestión en alta de residuos facturado por GHK.

En concreto, se prevé una subida del 3% en los precios de GHK respecto a 2021, y una subida en el coste de los carburantes. Además, también aumenta el coste de gestión del cobro de la tasa de residuos urbanos de Eibar, realizado por Gipuzkoako Urak.

En cuanto al gasto de personal, el presupuesto de 2022 contempla la contratación de tres nuevos puestos de trabajo para mejorar el servicio, y se ha previsto un incremento salarial del 2%. Con todo ello, el gasto de personal asciende a 6.851.682 euros.

 

Añade un comentario

Tienes que estar identificado para poder comentar. Puedes hacerlo mediante tu cuenta de Twitter. A continuación tu comentario será moderado.